El problema ‘poco atractivo’ de la desnutrición

Maricarmen Valdivieso (Fundadora de NC)

Hablar de desnutrición es hablar de un tema nada atractivo para todos, sin embargo, no podemos negar que el impacto de éste en la vida de cada uno de nosotros, determina nuestro futuro. A pesar que todos sabemos acerca de la importancia de estar bien nutridos, a veces, y debido a la extensa lista de problemas que debemos resolver, colocamos el apoyo a iniciativas contra la desnutrición, muchas veces, en la última posición. O quizá, se debe a que cuando tenemos comida suficiente (en varios casos: abundante), nos olvidamos que existen otras personas que tienen muy poco, o, incluso, nada.

Además de la extensa lista de problemas, debemos ser conscientes que el mundo de las ONG/Start-up  exige el siguiente componente como un requisito para cualquier institución que quiera ser exitosa: la creatividad. Por favor, no me malinterpreten, me encantaría que nuestra organización estuviera en la posición de empezar con una iniciativa tan innovadora y creativa que pudiera erradicar la pobreza en Cuncani. Pero no hemos llegado a este punto, AÚN; para ello necesitamos seguir ciertos pasos, primero, para poder asegurar un Desarrollo Humano Responsable sostenible, en nuestro caso, poder implementar nuestro modelo de desarrollo.  Uno de esos primeros pasos es erradicar la desnutrición –  no sólo reducirla.

 

NC2ES

Cuando nos ‘mudamos’ a Cuncani, creo que ninguno de nosotros, supimos qué tan retante iba a ser este trabajo. Los desafíos son muchos, incluyendo el presupuesto que necesitamos para cada actividad, para cada visita. Como los expertos en desarrollo han dicho, las comunidades como Cuncani, que aún se mantienen pobres en Perú, son aquellas que sufren de un tipo de pobreza que es muy duro de combatir. Sin embargo, todos estos retos tienen una recompensa incomparable: la paz que encontramos en la comunidad y la felicidad especial que tenemos al terminar el día de trabajo, son únicas. Después de varios días duros de esfuerzo, el trabajo en Cuncani, las personas de la comunidad y los niños y niñas nos proveen una compensación sumamente especial. He hecho este vídeo muy simple en ‘Snapchat’ que resume un día típico de visita a Cuncani. Empezamos a las 4:30 a.m., yendo de Urubamba a Calca. Pueden ver el vídeo aquí.

Nuestro Programa de Nutrición en Cuncani: HAMBRE CERO, es el comienzo de nuestro trabajo en la comunidad y mientras los realizamos también trabajamos fuertemente para mostrar, más de la comunidad, para que las personas conozcan de ella y su realidad. El día 3 de junio, 10 de nosotros, incluyendo a pasantes de McGill University y Carleton University caminaremos desde Cuncani hasta Urubamba. Literalmente, estaremos cruzando montañas hasta que llegamos a nuestro lindo hogar en Urubamba. He hecho este camino antes y a pesar que tengo los mejores recuerdos de esta experiencia, recuerdo también que fue un día muy duro. Pero, ¿por qué hacemos esto?  Así como es importante recaudar dinero (nuestra meta es de US$ 3,000) también lo es, la promoción de la idea que el aislamiento de una comunidad no debe ser sinónimo de pobreza. La existencia de montañas de gran altura como las que envuelven a Cuncani (entre 3,800 y 4,800 m.s.n.m.) no deben ser limitaciones para que sus habitantes disfruten de los beneficios que incluye el Desarrollo Humano Responsable. Para conocer sobre nuestra campaña, y  compartirla, pueden seguir este enlace.

Cuando veo lo lejos que estamos de alcanzar nuestra meta: Promover el ejercicio de los derechos y libertades civiles a través del Desarrollo Humano Responsable en Cuncani, necesito recordar que debo enfocarme en pequeños pasos. Desde que hemos empezado a trabajar en la comunidad, ya no hay niños con anemia y, desde este año, el plan es añadir un componente de sostenibilidad al Programa de Almuerzos en Cuncani, a través de la implementation de biohuertos familiares, además de continuar con el trabajo en el biohuerto y la piscigranja escolares. Estoy muy orgullosa de lo que juntos (la comunidad, nuestros queridos padrinos y madrinas, los estudiantes y nuestro equipo)  hemos alcanzado, pero este logro, será muy pequeño en comparación a lo que alcanzaremos en unos años: cuando todos podamos ver que nuestra meta se convirtió en realidad y que la implementación de nuestro modelo se pudo alcanzar a través de un trabajo de toda nuestra comunidad.  Por favor, no dejen de ayudarnos para poder seguir celebrando juntos todos los logros que tendremos este año y los siguientes.

Ayúdanos a recordarle al mundo, que todos merecemos el derecho a tener una buena nutrición y que en este siglo, en un país de ingresos medios como el nuestro, es inaceptable que aún existan comunidades sin acceso a una mejor comida, a una mejor nutrición.

Wilma, Yulisa and Pavel (adorable Kindergarten children)
Los niños y niñas en Cuncani son, usualmente, tímidos, PERO siempre adorables: Wilma,  Yulia  & Pavel 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s